Los pequeños del colegio, junto con los exalumnos más recientes hicieron sus ofrendas a la Virgen.

La inolvidable poesia que han recitado en su momento todos nuestros alumnos:

"Al pasar por el jardín

me quité las zapatillas..."

Ha estado presente en la ofrenda de los de primero de infantil. Su primera ofrenda que siempre recordarán, el resto de los alumnos de infantil también realizaron sus ofrendas, con preciosas poesías.

Mención especial hay que hacer a la visita de la que ha sido y seguirá siendo siempre su casa de la última generación que abandonó el colegio. Siempre que vienen es una fiesta en nuestro cento. Colgaron su fotografía que ya se encuentra junto con el resto de promociones e hicieron su última ofrenda en el colegio a su Virgen María.